viernes, 4 de febrero de 2011

Soneto a la Venus de Milo.


Afrodita o Venus de Milo.



Tu cuerpo, qué emoción, qué cercanía,
el canon florentino, tu relieve,
esas formas labradas en la nieve,
esa ternura inmóvil, toda mía.


Eres pura materia hecha poesía,
una visión proporcionada y breve,
una escultura humana que se mueve
aunque inmóvil esté, callada o fría.


¿Por qué te llaman Venus, es que fuiste
la elegida de los dioses? Tu figura,
¿es de mármol o es carne de tu ser?


En apenas un sueño conseguiste
una belleza universal y pura,
en un perfecto cuerpo de mujer.



37 comentarios:

Marcos Callau dijo...

"Labrada en nieve"...¡qué acertado, Fernando, tu soneto!. Excepcional manera de trasladar la escultura a la poesía. Realmente hace pocos meses que la contemplé por primera vez en persona y debo decir que me impresionó el realismo de sus formas, de su piel... me dejó sin palabras. Veo que a ti te dejó con unas palabras muy hermosas. Venus y Milo merecerían poder leer este soneto. Abrazos.

Fernando dijo...

Marcos, amigo: también a mí me emocionó. Gracias por leer este soneto. Un fuerte abrazo.

Antorelo dijo...

Un hermoso soneto para una bella estatua.
Preciosos tus versos.
Un abrazo

Fernando dijo...

Antorelo, amigo, gracias por tu comentario. Siempre es difícil hacer un soneto a una estatua tan conocida. Un cordial saludo.

Terly dijo...

Bravo, poeta, excelente.
Abrazos.

Fernando dijo...

Gracias, Terly, amigo. Un abrazo.

Ananda Nilayán dijo...

Inspiradísimo soneto a una obra de arte impresionante.
Fernando, estoy con poco tiempo, pero sigo leyendo las aventuras de Gabriel aunque a ratos.

Abrazos, buen fin de semana, querido poeta

José María Souza Costa dijo...

Belisimo, agradable y Avassalador

Holla
Soy un latinoAmérica
Pasei acá leyendo en su Espacio Agradable, con mucho cariño.
Tiega un Tiempo del Armonia, de la Paz y Alegría.
Yo tiengo un blogue, estoy lhe invitando la visitar, y si posible seguirmos juntos por ellos.
Vamos cambiar información, poesía és amizad.
Ti espero acá.
http://josemariacostaescreveu.blogspot.com

Abrazos

Fernando dijo...

Querida Anana Nilayán. Gracias por tu comentario. Tómate el tiempo para leer los relatos. Yo sigo leyendo tus inspiradísimas entradas, pero ya sabes que se me dan mal los comentarios. Un cordial saludo.

Fernando dijo...

José María Souza: gracias por visitarme. Te contactaré con mucho gusto, Un saludo cordial.

Victoriana Díaz dijo...

La escultura es preciosa y tu soneto digno de ella Fernando.
Mi abrazo amigo

Juanjo Almeda dijo...

Muy bueno, Fernando. Este soneto es reciente?..., no lo recuerdo si no lo es. Abrazos.

Fernando dijo...

Victoriana. amiga: gracias por tu comentario. La escultura es divina. Un saludo cordial.

Fernando dijo...

Juanjo, amigo y poeta: el soneto es nuevo, lo acabo de escribir. Hay más sonetos en vía de aparecer, porque aproveché mi tiempo de ausencia para seguir escribiendo. Un fuerte abrazo.

Felix Casanova dijo...

Fernando...

Un hermoso soneto en el que has sabido maestramente "conectar" la perfección de la Venus con el cuerpo perfecto de mujer en carne y hueso. ¿Sería la favorita de los dioses? A buen seguro que sí...

Un abrazo

Fernando dijo...

Gracias, amigo Félix por tu comentario. Yo me he enamorado de las dos Venus, la inmóvil de mármol y la que me mira en mi imaginación. ¿Verdad que son maravillosas? Un cordial saludo.

Felix Casanova dijo...

Fernando...

Ambas son hermosas, y si la miras fijamente, se transforma en un sueño hecho mujer...

Un abrazo

Marisa dijo...

Un gran soneto y el terceto
con el que cerraste
es perfecto.
La Venus de Milo
bien lo merece.

Un gran abrazo Fernando

Fernando dijo...

Marisa, amiga, poeta: gracias por tu comentario. Un saludo cordial.

Jorge Encinas Martínez dijo...

"Se mueve aunque inmóvil esté". Nuevamente sabor clásico en tus versos, hermosos como la estatua.

Un abrazo

Fernando dijo...

Gracias Jorge por tu comentario, Un saludo.

Noray dijo...

Excelente soneto. Has logrado que la Venus de Milo adquiera vida. En el segundo cuarteto se respira esa vida, es perfecto.


Un fuerte abrazo.

Fernando dijo...

Amigo Noray, admirado poeta: gracias por tu comentario. Viniendo de tí es como si me hubiesen dado un sobresaliente alto. Un cordial saludo.

Emilio dijo...

Es lo que tiene por ser diosa del amor, del deseo, de la belleza, resaltada aún más por tu estupendo soneto, Fernando.

Un fuerte abrazo con mis mejores deseos para ti.

Pluma Roja dijo...

¡Excelente! Precioso poema Bello, bello.

Saludos cordiales.

Fernando dijo...

Emilio, diciéndolo tú, voy a creer que he escrito un buen soneto. Gracias y sigue publicando.

Fernando dijo...

Pluma Roja, amiga guatemalteca: gracias por tu comentario y por seguir leyendo lo que publico. Un fuerte abrazo

Jorge Torres Daudet dijo...

Un bello soneto, uno más de tu inacabable inspiración.
Un abrazo.

Fernando dijo...

Gracias Jorge amigo y extraordinario poeta: tu comentario me anima, como siempre, a seguir con esta tarea que me he impuesto de dejar algo escrito. Un fuerte abrazo.

Juliana Gómez Cordero dijo...

¡Que puedo decirte yo, que no te hayan dichoen los comentarios anteriores. Simplmente gracias por escribir sonetos tan exquisitos para
gozar leyéndolos. Un fuerte abrazo
Juliana

Fernando dijo...

Juliana, amiga, muchas gracias por tu comentario, Sé que te gustan mucho los sonetos. Un fuerte abrazo.

JUAN dijo...

Qué más puedo decir que ya no te hayan dicho, fernando. Admiro tu capacidad de dedicar maravillosos versos a cualquier cosa, sea a la Naturaleza, a las obras de arte y a sus autores.
La Venus me encandiló nada más verla, y me traje como souvernir una copia de treinta cms de altura. Creo que simboliza la Mujer 10, y no todas estas modelos famélicas que imponen las casas de modas.
La carencia de brazos es un misterio que provoca variadas explicaciones, pues si bien el izquierdo presenta una protuberanca como si se hubiera roto, el derecho, de corte limpio, parece ser esculpido así.
Un abarzo, amigo, un placer como siempre venir a tu espacio.

Fernando dijo...

Juan, amigo: gracias por tu comentario. Efectivamente, esta escultura representa una perfecta mujer. Un abrazo fuerte.

Jesús Arroyo dijo...

Y llega. Llega a mi recuerdo esa primera forma de mujer...
Un fuerte abrazo, Fernando.

tinta negra dijo...

Grande poeta!°

Felicitaciones gran poema!°

Saludos!°

terron dijo...

Hablábamos de los Relatos de GAudarrama esta mañana y aunque no te lo he dicho, sabía que tenía una visita pendiente a tu blog, pues el otro día no tuve tiempo de "saboraer" tu soneto a la Venus. Tampoco yo puedo extenderme en elogios, pues serían repetitivos de cuantos ya te han hecho, pero yo me sentiría muy feliz de leer tanta lisonja merecida; aunque a fuer de decir verdad, me sentiría mas dichoso si fuera capaz de escribir sonetos de este calado.

Terrón de tierra

Fernando dijo...

Antonio, amigo: pues claro que eres capaz. Gracias por tu comentario. Veo que profundizas en mis sonetos y eso me anima a seguir escribiendo, a fuer, como algunos opinan, de parecer una técnica un poco antigua y obsoleta. Gracias otra vez y un fuerte abrazo.