domingo, 21 de marzo de 2010

X.- Mis primeros amigos, el Conde Lucanor y Patronio.



Et la razon me da entender que el Parayso es lugar conplido de todo plazer, por que es lugar spiritual, que es en Dios et Dios en el, et a conplimiento de todo bien, et non puede en el auer mengua, et que fue et sera para sienpre sin fin.


El conde Lucanor y Patronio.

Yo seguiré tu palabra,
soy un niño de diez años
¿me estás hablando en el aire,
desde el libro, en el espacio?
creo que a ti sí te entiendo,
quizás no esté muy seguro
pero seguiré leyendo.

¿Y si no me entiendes tú
y mi esfuerzo no me vale?
yo quiero hablar con Patronio,
decirle que estoy contento
por descubrir sus historias
y quiero que le convoques
para escuchar su consejo
y me resuelva mis dudas
y me preste su talento,
para que pueda seguir
conociéndole y oyendo,
porque todo lo que cuente
lo iré desde ahora entendiendo.

¿Dices que en el paraíso
se encuentra todo el placer,
que allí Dios es siempre Dios,
por toda la eternidad?

Creo entender tu palabra,
ahora comprendo la idea,
el placer es la lectura
y el paraíso es el libro
desde el que me estás hablando.


***********

Et entendiendo don Johan
que estos exiemplos eran muy buenos,
fízolos escribir en este libro,
et fizo estos viesos en que se pone
la sentençia de los exiemplos.
Et los viessos dizen assí»:

"leyendo los libros casi todo se consigue, la historia de este ejemplo es esta que se sigue"


********************************************************************
Libro de los enxiemplos del conde Lucanor et de Patronio.
********************************************************************

Ilustración de Gabriel Pacheco tomada de su blog para El Conde Lucanor, Editorial Teide, Barcelona, 2009.

4 comentarios:

Mercedes dijo...

Tuviste los mejores primeros amigos que se puedan tener; fue una suerte.
Hermoso poema. Un lujo venir a leer.
Saludos.

Pluma Roja dijo...

Bello poema, gusto pasar por acá. Te dejo un saludo cordial.

Hasta pronto.

El ave peregrina dijo...

Bello poema del amigo que siempre acompaña.

Me quedo con su permiso:

"Creo entender tu palabra,
ahora comprendo la idea,
el placer es la lectura
y el paraíso es el libro
desde el que me estás hablando."

Un abrazo amigo.

Amando Carabias María dijo...

Es un placer releer tus versos.
Quizá sea bueno que imitimos tu idea, y que demos opción a la relectura.