jueves, 21 de octubre de 2010

Cinco pintores de ensueño, 3 - Toulouse Lautrec.

Tercer soneto en el silencio.



Henri de Toulouse-Lautrec. Suzanne Valadon.


Henri de Toulouse- Lautrec. Le Moulin Rouge.


Henri de Toulouse -Lautrec. La Lavandera.



La lavandera.


¿Es del anochecer o de la aurora
esa luz que dibuja tu postura
y perfila la grácil compostura
que envuelve tu figura y enamora?.

Una mirada honda, soñadora,
plena de reflexión y de hermosura,
la máxima expresión de la pintura
en tu mano que sobre el plinto aflora.

La vida existe fuera de tu entorno
y puede que haya un sitio que te espera
para acoger tu sueño y tu esperanza,

el lienzo hará posible tu retorno
desde tu realidad de lavandera.
hasta el espacio que tu anhelo alcanza.


Al cuadro “La lavandera”.
Henry de Toulouse Lautrec.



13 comentarios:

Marcos Callau dijo...

Después de leer tu soneto es fácil imaginar la pintura. Es un ejercicio que he realizado hoy mismo. Te he leído antes de ver el cuadro y me lo imaginaba tal y como es. Realmente creo que se deberían publicar estos versos acompañados con una imagen del cuadro que los inspiró. Quedaría muy bien.

Fernando dijo...

Interesante experiencia, Marcos, amigo. Efectivamente, cyuando se hace un soneto a una pintura sería excelente acompañar la puintura al soneto. Un abrazo.

Ananda Nilayán dijo...

Querido poeta,
A veces los sonetos no alcanzan musicalidad, pero este, la tiene y se hace grande, suena perfecto!!!
Además, tiene una sensibilidad que traspasa la pantalla.

He estado con poco tiempo, pero me he puesto al día con tus entradas. Te dejo aquí mi comentario, más que nada porque Lautrec me atrapa.

Abrazos grandes

JUAN dijo...

Creo que no hace mucho ya te expresé mi admiración por los poemas y los cuadros a los que los dedicaste. Lo reitero ahora, poeta. Un abrazo

Carla Tormenta dijo...

Lautrec también es uno de mis favoritos, su sensibilidad en el lienzo y su punto de vista para captar la sensualidad de la mujer eran únicos.

Y en cuanto a tu soneto magnífico porque consigues expresar muy bien sus sueños, sus anhelos y dejas latente que su arte perdurará más allá de los siglos.

Besos

Juanjo Almeda dijo...

Recuerdo haber leído estos sonetos, y éste precisamente de la lavandera, era uno de mis favoritos. Un abrazo maestro.

Terly dijo...

Querido Fernando:
Voy un poco con el tiempo pegado a mis talones, pero esto no es óbice para que ahora que estoy aquí me haya leído tus tres poemas.
Observo en ellos tu gran amor por la pintura y tus elevados conocimiento sobre estos tres creadores de arte y ello me ha hecho disfrutar más aún, si cabe, de la belleza de los tres sonetos.
Me alegra ver en ti a un gran sonetista a pesar de que las malas lenguas dicen que están pasado de moda, cosa que rechazo con toda mi alma.
Un abrazo, querido amigo.

Fernando dijo...

Anada Nilayán, Juan, Carla Tormenta, Juanjo Alameda, terly: Gracias por vuestros comentarios, que me elevan la moral. Estos que llamo cinco "sonetos en el silencio", son parte de los sonetos que envié a un conocido poeta contemporáneo con el ruego de que los leyera y comentara, sin dignarse contestarme, lo que me empujó a escribir mi "Antipoema". Por eso repito los sonetos, y repetiré hasta cinco que en su día probablemente leísteis, como expresión de mi disgusto por no verme correspondido.

Siento mucho que podáis interpretar que los repito por repetir. Trabajaré para hacer otros poemas que os compensen de esta pérdida de tiempo. Un fuerte abrazo y gracias por vuestra amistad.

José María Alloza dijo...

No voy a decirte que manejas el arte del soneto como un maestro, eso creo que ya te lo escribí; quería apuntarte lo bien que describes los tres pintores, es una maravilla.
Noto que tus gustos pictóricos, giran alrededor del principio del siglo XX.
Un fuerte abrazo.

Fernando dijo...

Gacias, José María, amigo, efectivamente, desde el Salón de los Rechazados hasta los pintores catalanes. Toda esa obra pictórica me ha impresionado siempre mucho. Un abrazo.

Marcos Alonso dijo...

Pintura y poesía una combinación perfecta, en la que, en este caso, consigues darle al personaje alma con ese aliento de musicalidad y sensibilidad.

Enohorabuena maestro.

Fernando dijo...

Muchas gracias, Marcos, amigo, por tu precioso comentario. Un fuerte abrazo.

tinta negra dijo...

Que burna union de esas magicas expresiones de arte!°


Saludos!°